Iniciar un negocio online
Negocio Digital

7 pasos para iniciar un negocio online.

Iniciar un negocio online

En este mundo actual en el que vivimos es común que querramos trabajar por cuenta propia, ser dueños de nuestro tiempo y disfrutar de una vida con libertad y sin limitaciones ¿o me equivoco?

De esas ganas han nacido un montón de negocios por internet. ¡Y eso yo lo aplaudo! El problema está en pensar que iniciar un negocio online es simplemente abrirte una cuenta de Instagram, elegir un nombre bonito y empezar a publicar como loca ¡No me digas que se te ha ocurrido!

La realidad es que internet es una plataforma para hacer negocios demasiado poderosa. Hoy, muchas personas exitosas viven por completo de sus negocios por internet (yo me considero demasiado afortunada por ser una de ellas). Pero, por muchas facilidades que nos ofrece, también debemos dotarnos de ciertos conocimientos y seguir ciertos pasos para poder avanzar por el camino correcto.

¿Conoces algún emprendimiento que haya muerto antes de cumplir su primer año? Seguro que sí, yo conozco muchos (desafortunadamente), y casi siempre es precisamente por no seguir un paso a paso, no contar con mentores que las guíen, no tener una estrategia clara, y ni hablar de los múltiples mitos del emprendimiento que apagan tantas ideas antes de nacer.

Pero, como siempre te digo, todo en la vida tiene alguna solución. Y para ayudarte, he preparado 7 consejos de oro para que puedas iniciar un negocio online. Pero antes, me gustaría que conozcas aquí los hábitos que necesitas desarrollar para ser una emprendedora exitosa.

Ahora sí, ¿Comenzamos?

7 pasos para iniciar un negocio online.

1. Identifica eso que te mueve (propósito le llaman).

Estoy segura de que tú eres una mujer talentosa que debe ser buenísima para muchas cosas en esta vida. Pero, para emprender, necesitas poder enfocarte en algo específico porque la que mucho abarca, poco aprieta ¿no?

Lo importante es encontrar algo que te guste MUCHO, ¿Por qué? Sencillo, hacer lo que nos gusta es mucho más fácil y placentero. La vida está para gozarla, así que empecemos por disfrutar.

No te voy a engañar, iniciar un emprendimiento desde cero te va a exigir tiempo, dinero y esfuerzo antes de que comiences a ver los grandiosos frutos de tu gran trabajo. Entonces, si eliges hacer algo solo por dinero el trabajo no va a ser muy lindo ni placentero.

Ahora, si se te dificulta un poco este paso no te preocupes ¡Te tengo la solución a todos tus problemas! Solo ve aquí y descarga gratis mi e-book “Cómo tener la vida que quieres” para que descubras todas tus fortalezas y talentos, definas con claridad tu propósito y sepas cómo armar un plan que te lleve a cumplirlo.

2. Échales un ojo a tus finanzas.

¿Un negocio online requiere muchísima menos inversión que un negocio físico tradicional? Totalmente, no hay duda. El error que cometen muchas antes de iniciar es querer emprender sin inversión alguna. Eso, mi querida amiga, no existe.

Todo emprendimiento requiere su inversión, lleva ciertos gastos y también cierto riesgo. Y si no te preparas para eso, ya perdiste antes de iniciar.

Si ya tienes una idea de por donde te gustaría enfocar tu negocio, puedes ir haciendo una lista de tus posibles gastos: página web, proveedores, capacitaciones, mentores, publicidad, herramientas, etc.

También toma en cuenta que los imprevistos existen, así que no está de mas tener un fondo de emergencia.

Y por favor, si tienes un trabajo en relación de dependencia ¡no se te ocurra renunciar! Al menos no hasta que puedas hacerles frente a todos los gastos de tu negocio sin irte a quiebra.

Iniciar un negocio online a la par de un trabajo tradicional es posible, no es fácil, pero con organización todo se puede. Yo lo hice, y como se que no es fácil también he preparado mucho contenido sobre productividad y organización. De todas formas, todo se resume en mi e-book “La fórmula mágica para controlar el tiempo”, considéralo tu primer inversión para no morir en el intento.

3. Investiga tu mercado, competencia y oportunidades.

Este es un punto fundamental. Tu idea te podrá parecer fenomenal, pero no sabrás si realmente lo es hasta que la puedas validar.

Por eso es importante que dediques tiempo a investigar si realmente hay demanda para eso que tú quieres ofrecer. Yo soy partidaria de que cualquier talento se puede monetizar, el tema está en hacerlo de una manera atractiva y buscando que solucione algún problema o calme algún punto de dolor.

Puedes unirte a foros, visitar blogs de tu nicho, buscar en Pinterest y seguir en Instagram a otras cuentas que ofrezcan algo similar. Esto también te ayuda a tener idea de cómo enamorar a tu público con contenido de valor.

No te saltes este punto. Emprender es grandioso, pero tienes que asegurarte de que esto te ayudará a pagar las cuentas y podrás seguir escalando tu negocio.

4. Entiende tu público objetivo.

Querer venderles a todos es igual a no venderle a nadie. Por eso es necesario que descubras e investigues todas las características de tu público objetivo.

Ese público ideal que probablemente ya está buscando lo que tú tienes para ofrecer. Tómate el tiempo de conocer sus dolores, sus objeciones y sus necesidades para que puedas ofrecerles la solución ideal.

Es un proceso que requiere que investigues a profundidad y definas un perfil detallado de tu cliente ideal. Ese con el que te serpa más fácil conectar y ayudar.

Cuando tú conozcas sus comportamientos, sus gustos personales, su estilo de vida, sus valores y más información relevante para lo que ofreces, será mucho más fácil para ti llegar a esa audiencia y vender lo que tienes para ofrecer.

5. Elige cómo dar a conocer tu negocio.

Tener unas bases sólidas para tu negocio es fundamental. Pero promocionar tu marca es igual de importante. Lo que no se da a conocer no se vende. Y tú y yo no estamos iniciando un emprendimiento por simple placer, monetizar también es un objetivo ¿cierto?

Entonces, hay que mostrar el valor de lo que ofreces a ese público objetivo que definiste. Hay muchísimas maneras de hacerlo, solo hace falta definir lo que sea mejor para ti (que también te lo disfrutes).

Te dejo algunas opciones:

  • Un blog en tu sitio web.
  • Cuentas en las redes sociales como Instagram, Facebook, TikTok, YouTube, etc. No es necesario que tengas cuentas en todas partes, lo ideal es elegir la que mejor se adapte a tu público objetivo (Recuerda que la que mucho abarca, poco aprieta).
  • Campañas de correo electrónico.
  • Invertir en publicidad de anuncios por internet en Facebook, Instagram o Google.

Otro punto a tomar en cuenta es el tipo de contenido, el lenguaje y la frecuencia con la que estarás promoviendo tu marca.

6. Sé constante.

En Internet se puede encontrar, literalmente, cualquier cosa. Porque lamentablemente, muchas personas creen que un negocio digital es un camino para ganar dinero fácil. ¡Nada más lejos de la realidad!

Un negocio requiere esfuerzo, dedicación, constancia y ética de trabajo. No te lo digo para desanimarte, al contrario, quiero que estés preparada para afrontar un reto.

Porque si, emprender es un reto. Pero a mayor es el desafío, mayor es la ganancia. Los resultados no llegan de la noche a la mañana, puede que te tome varios meses comenzar a ver algún resultado, pero no te rindas cuando apenas vas comenzando.

Nada bueno cae del cielo, tu cuenta bancaria no se va a llenar por arte de magia. Pero, cuando confías en ti, eres constante y perseverante estás por el buen camino de la emprendedora exitosa. No olvides nunca que tú eres merecedora de todo lo bueno.

7. Crea cercanía con tu comunidad (que se convertirán en clientes).

La cercanía con tu comunidad es un punto a tu favor para conocerlos, ayudarlos mejor, crear confianza y lograr vender lo que tienes para ofrecerles. En ese aspecto debes estar muy atenta a los canales de comunicación que generas para ellos.

Con tanto avance, ya las personas estamos acostumbradas a querer las cosas rápido. Entonces, lo ideal es ofrecer canales de comunicación prácticos y rápidos para solucionar dudas, responder preguntas, atender compras.

Lo importante es que sean canales de atención de calidad para nutrir la buena relación con tu comunidad y lograr fidelizarla.

Puedes usar aplicaciones de mensajería como WhatsApp o Telegram, los mensajes directos por redes sociales, formularios en tu página web o un correo electrónico de contacto. Que sea fácil de encontrar y utilizar para tus usuarios.

Ahora, ¿nos ponemos manos a la obra?

Si quieres tener más claridad y contar con un paso a paso para iniciar tu negocio digital, te espero dentro de este curso de Marketing Digital en donde trabajaremos juntas las bases para tu negocio y en menos de dos semanas puedes ya tener tu sistema listo.

Ya sabes los pasos que debes tomar para iniciar un negocio online, así que es hora de ponerte manos a la obra. Pasa a la acción, sacúdete los miedos y comienza a comerte el mundo.

Hay múltiples maneras de trabajar online y generar muy buenas fuentes de ingreso, aquí te comparto las 7 opciones que más me gustan (y que yo misma he implementado).

Iniciar un negocio onlne

Espero que te animes a creer en ti, a sacudir los miedos y a iniciar un negocio online desde cero. Recuerda seguirme en Instagram para que podamos conectar y conocernos mejor, yo te estaré esperando (envíame un mensajito para saber que estás ahí). Como siempre, te envío un fuerte abrazo a la distancia y espero que nunca dejes de trabajar por construir esa vida que quieres.